martes, 30 de diciembre de 2014

Balance de baratijas que hablan y palabras que adornan

"Aunque hay palabras que vienen y van, algunas son tan eternas como el alma de determinados obsequios"

"Lo largo que se me hace un día y lo rápido que se me pasa un año", dice una de mis vecinas.. Apenas te ha dado tiempo a interiorizar un nuevo término, una palabra novedosa, un cambio en las leyes (más o menos justo),  novedades en tu karma, transformaciones en los "mantras", nuevas modas en la decoración de cuerpos, casas y almas... y ya toca hacer balance de los 365 días.


Escucho que entre los vocablos elegidos por los oyentes para llevarse el galardón de los más repetidos están Selfie, Podemos y Desimpitad@, ébola... El ascensor del futuro que en breve estará en el mercado con maquinarias reducidas para ganar en espacio y velocidad (algunos se moverán en horizontal y en vertical) sería también un avance científico a destacar, una de las nuevas modas que más me ha dado qué pensar es la de los carritos para bebés con iPad incorporado. Me cuentan que ya puede verse por las calles de algunas ciudades europeas niños de unos cuatro meses viendo los Teletubbies que cuelgan con unos seguros acoples en la capota de esos cochecitos cada vez más ergonómicos. Por esas mismas ciudades parece que la última moda es que la delgadez sea tan evidente que el cuerpo más soñado es aquel en el que quepan dos libros entre las piernas de las chicas jóvenes y no tanto .Los consiguientes problemas de bulimia y anorexia serían un largo comentario a parte. Únicamente señalar que la belleza física y mental no corre paralela a esos derroteros. 

Una nueva enfermedad parece que nos acecha además es la demencia digital. Todo aquello que no se utilice en su justa medida acarrea sus problemas. No hay que perder de vista el mundo real, aún cuando el digital nos haga pasar ratos entretenidos. La vida más auténtica, sin embargo, está en las palabras en directo, los abrazos cuerpo a cuerpo, las sonrisas al natural y las lágrimas que pueden limpiarse con ese pañuelo -de tela o papel- que siempre nos ofrecerá el amigo o compañero con el que no sólo nos comunicamos a través de estas pantallas..

Hablando de amig@s, y teniendo en cuenta que la moda del regalo no pasa, hoy os recuerdo a través de este blog, que comenzada cuando los aires eran cálidos allá por los comienzos del otoño, que hay una página en Facebbok, Baratijas, donde podéis echar un vistazo a cientos de detalles que pueden alegrar el día de aquellos de vuestros amigos y conocidos que queráis sorprender con un obsequio sencillo, pero con alma y glamour...


No olvidéis que, a pesar de los pesares "la vie est belle".Si va acompañada de un perfume o de un adorno que hable de la mejor versión de nosotros mismos, entonces lo "guapo" se acentúa, como bien nos lo dice Julia Roberts en ese famoso anuncio; la misma que afirma que arriesga a no hacerse retoques estéticos a sus 49 porque confía en que sepan apreciar la belleza que se transmite desde la experiencia de la madurez...

Abrigaos que, hasta que no salga el sol,  el frío promete hoy...

En mi otro blog: un selfie de mis "pecaditos": http://elblogdebertasuhe.blogspot.com.es/